La rampa de para alineación siempre es un gran equipo para un taller automotriz, ya que te permite levantar vehículos ligeros y pesados para hacer un trabajo seguro y más eficiente sin necesidad de agacharse.

Con ellas puedes elevar un vehículo fácilmente y son ideales para trabajos de alineación. Sin embargo, existen distintos tipos así que en Diesel Master Diagnostic te decimos cómo elegir una rampa para alineación .

Hay que considerar, de inicio, cuatro aspectos fundamentales: Su eficiencia, es decir, que tan rápido se eleva la rampa; la facilidad de uso, si es sencillo ingresar el auto; la seguridad que proporciona y por último, su calidad, muy importante si será utilizada durante mucho tiempo.

Ya que hayas tomado eso en cuenta es momento de decidir cosas más específicas.

Existen rampas para alineación con frente abierto y frente cerrado. Los primeros permiten una mayor movilidad a los técnicos porque permite maniobrar mucho mejor de un lado a otro y son perfectas para carros ligeros. Las segundas, son mucho más recomendables para vehículos pesados porque, al tener el frente unido por una barra, proporciona mucho más seguridad, así que pregúntate ¿con qué tipo de vehículos trabajas más? ¿Ligeros o pesados?

Estos son solo algunos aspectos a considerar para elegir una rampa para alineación . Si necesitas una asesoría mucho más especializada, comunícate con nosotros. En Diesel Master Diagnostic estamos para servirte.